Gilad Atzmon, filósofo israelí nacionalizado británico: “soy ex judío; he dejado atrás la idea de pueblo elegido”.

https://elpais.com/diario/2010/09/02/cultura/1283378407_850215.html

GILAD ATZMON. HISPAN TV. 13 DE FEBRERO DE 2014.

Si usted desea entender en realidad el mundo en que vivimos, lo mejor que puede hacer es seguir los medios de comunicación sionistas.

El Jerusalem Post le proveerá los nombres de los judíos que son dueños del planeta. El British Jewish Chronicle le mostrará los lazos entre el archipedófilo Jimmy Saville y el régimen de Israel. Haaretz, incluso, me dejará hablar de esos temas. The Guardian (de Sion) está ahí para sorprender descaradamente.

La semana pasada, me encontré con un texto de Dave Rich, un portavoz hasbará que opera dentro de la ultra-sionista Comunidad Security Trust del Reino Unido. Rich sugería que hacer causa común “entre quienes niegan el Holocausto, los neofascistas, la izquierda pro Palestina y los revolucionarios islamistas de Irán es precisamente lo que Dieudonné ha estado tratando de lograr durante la última década.”

Tenemos que admitirlo: nadie hubiera podido ser más conciso y preciso en un análisis del amplio impacto de Dieudonné. Sin embargo, en aras de entender plenamente las declaraciones de Rich, tendremos que decodificar el audio kosher y reescribir la frase anterior empleando una terminología que pueda parecerse a un lenguaje familiar.

Negadores del Holocausto –en el mundo real no hay “negadores del Holocausto”– lo que tenemos en cambio son revisionistas de la historia, personas que comprenden que hacer la historia es un intento permanente por conocer y comprender el pasado mientras avanzamos. Los llamados revisionistas repasan y revisan el pasado. Aquéllos a quienes los sionistas y los progresistas tildan a menudo de “negadores del Holocausto” son frecuentemente historiadores de verdad.

Neofascistas y fascistas –los sionistas y los progresistas tienden a colgar la etiqueta de “fascista” a quienes rechazan rendirse ante la tiranía de la “corrección política”, esas pocas personas que insisten en decir lo que piensan a pesar de todo. Por tanto, esos que los sionistas llaman “fascistas”, en la práctica, son un grupo de personas auténticas.

La izquierda pro Palestina apunta hacia las últimas bolsas de resistencia al adoctrinamiento kosher dentro de la izquierda, principalmente, aquéllos pocos sujetos y organizaciones resistentes que dicen NO al patrocinio de George Soros. Rich, básicamente, se está refiriendo aquí a la izquierda genuina, personas y organizaciones comprometidas con los trabajadores, las ideas políticas de la clase obrera y la solidaridad.

Los revolucionarios islámicos de Irán –es la etiqueta que, a menudo, cuelgan los sionistas y progresistas a la Resistencia en sí– aquéllos musulmanes que no quieren trabajar para el régimen de Israel.

Ahora que ya nos hemos familiarizado con el glosario básico sionista, estamos preparados para traducir las declaraciones de Rich en un inglés apropiado.

Al sugerir eso, que Dieudonné está gestando una causa común para “negadores del Holocausto, neofascistas, la izquierda pro Palestina y los revolucionarios islámicos de Irán”, Rich admite en realidad que Dieudonné ha logrado reunir a historiadores verdaderos, personas auténticas, la izquierda genuina y la verdadera resistencia.

En caso de que alguien no se percate de ello, lo que Rich está describiendo es la disidencia real, una liga de personas sin compromiso alguno que componen una oposición no controlada: aquellas personas e instituciones que no sucumben ante la hegemonía sionista, patrocinada por Soros y los de su ralea.

Para nadie es un secreto que los sionistas y la izquierda se encuentran en un estado de pánico, y por una buena razón. La campaña “anti-quenelle” que, supuestamente, arruinaría la carrera de Dieudonné, no produjo para nada el efecto deseado. Aun más, mientras parecía que los franceses habían sido “sionizados” por el “correctorado” y despojados de sus inclinaciones revolucionarias, un tsunami de animadversión hacia el socialismo kosher y el poder político judío arrasó. Ellos entraron en pánico y devolvieron el golpe con fuerza. Pero no se puede combatir un tsunami con un bumerán.

La “quenelle” de Dieudonné es ya un avance monumental en la historia de los judíos y sus marionetas dentro de la izquierda y los medios.

Fuente: https://www.hispantv.com/noticias/opinion/112009/medios-sionistas-distorsionan-la-realidad

https://intra-e.com/lamarca/wp-content/uploads/2021/08/Gilad-Atzmon.jpghttps://intra-e.com/lamarca/wp-content/uploads/2021/08/Gilad-Atzmon-150x150.jpgSETMANARI CARRER LA MARCACulturacrímenes del liberalismo,extrema derecha,fake news,hasbara,judaísmo,oligarquía,posverdad,sionismoGilad Atzmon, filósofo israelí nacionalizado británico: 'soy ex judío; he dejado atrás la idea de pueblo elegido'. https://elpais.com/diario/2010/09/02/cultura/1283378407_850215.html GILAD ATZMON. HISPAN TV. 13 DE FEBRERO DE 2014. Si usted desea entender en realidad el mundo en que vivimos, lo mejor que puede hacer es seguir los medios de comunicación sionistas. El Jerusalem...Semanario online